Si estás buscando un postre que no sea chocolate, caramelo, coco, etc., solo imaginate una galleta de limón y maíz sutilmente dulce, con el suave crujido de azúcar granulada encima. Esta galleta es perfecta para comer con una taza de té en el invierno. Asimismo, es perfecta para empacar para un caluroso día en la playa. Tal vez sea la galleta perfecta.

Ingredientes

  • 1 taza de harina de trigo
  • ½ taza de harina de maíz amarillo (grano entero, se prefiere la molienda media)
  • ¼ de cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • ⅓ taza de aceite de canola
  • ½ taza de miel de agave
  • 2 cucharaditas de ralladura de limón
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • azúcar granulada para espolvorear (opcional)

Instrucciones

  • Precaliente el horno a 350° F. Combine los ingredientes secos (las harinas, sal, polvo de hornear) en un tazón mediano. Haga un hueco en el centro de los ingredientes secos y añada el aceite, miel de agave, la ralladura de limón y el extracto de vainilla. Combine los ingredientes secos y húmedos y mezcle hasta formar una masa grumosa.
  • Forme bolas de 1½ pulgadas y ruede en el azúcar, si se utiliza.
  • Coloque las galletas en una lata de hornear forrada con papel pergamino, y aplaste para formar discos de 2 pulgadas. Hornee durante 8 minutos, o hasta que los bordes se tornen de color marrón claro.

Tiempo de preparación: aprox. 20 minutos
Rendimiento: 2 docenas de galletas/24 porciones

Acerca del autor

Daniel Velez

Estamos aquí para servirte. ¡Si tienes alguna inquietud de salud no dudes en dejar un comentario!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *