¡El mes de septiembre es el Mes Nacional del Envejecimiento Saludable! ¿Qué significa esto? La mayoría de personas no están muy emocionadas acerca de envejecerse, y a menudo tratan de olvidar sus cumpleaños, pero a pesar de esto se enojan cuando a otras personas se les olvida. ¿Por qué la paradoja? Mientras que todos queremos estar vivos y ser más longevos, a menudo tememos el costo del envejecimiento. Creo que las personas intrínsecamente entienden que la calidad de vida es tan importante como la cantidad. Por lo que, ¿qué podemos hacer para mejorar y alargar nuestras vidas?

No podemos cambiar nuestra edad biológica. Podemos mentir al respecto, pero no podemos cambiarlo. Pero sí podemos cambiar nuestra edad celular. Las investigaciones recientes han revelado que tu edad celular (la «edad» de tus células individuales) puede determinarse observando la longitud de telómero de tus cromosomas (los paquetes de ADN en los núcleos celulares que contienen el código de quien eres). Lo que la ciencia ha determinado es que mientras más cortos son tus telómeros, ¡más vieja es tu célula! Hay varias cosas que alteran la longitud de tus telómeros y subsecuentemente hacen que tus células, y tú, sean más jóvenes. He aquí una lista sencilla:

  1. Una dieta vegetariana basada en alimentos integrales, baja en grasa, y en azucares refinados.
  2. Ejercicio aeróbico moderado.
  3. Reducir el estrés.
  4. Conectividad social.

Un estudio recientemente publicado en la revista de la Clínica Mayo muestra que por cada hora de comportamiento sedentario pueden demostrar una reducción en la longitud de los telómeros. Por lo que levantarse y moverse aproximadamente cada hora es muy importante para la salud a largo plazo.

Hace algunos años atrás el US News and World Report publicó su lista de «10 formas de vivir para llegar a tener 100 años». Esta lista incluía los siguientes consejos para no solamente vivir más, sino aun más importantemente, vivir mejor. La lista era sencilla y practica: he aquí una versión resumida.

  1. No te jubiles. Alístate de voluntario, ten un propósito, ten una razón de levantarte de la cama y salir de la casa cada día. Aunque no estés trabajando, es importante ser activo. Estar sentado sin nada que hacer en casa es una forma segura de sentir tu edad.
  2. Utiliza seda dental todos los días. Se cree que utilizar seda dental reduce la cantidad de bacteria en la boca que a la larga incrementa la inflamación de las arterias. Las caries y la gingivitis también han sido asociadas con derrames cerebrales y ataques cardiacos. Esta es una forma barata y sencilla de vivir mejor y más longevamente y tener más amigos (debido a que tu aliento va a oler mejor).
  3. Muévete. ¡Vuélvete activo! Simplemente camina más. ¡Se ha demostrado que aún 10-15 minutos diarios de actividad reducen la mortalidad! Es importante quebrar los periodos largos de estar sentado. Aun cuando estés en el trabajo, levántate por unos pocos minutos cada hora, aunque sea solo para ir al dispensador de agua.
  4. Come un cereal rico en fibra para el desayuno. ¡Incrementar el consumo de fibra reduce tu riesgo de cáncer de colon por un 45%! El consumir el desayuno te ayuda a perder peso y te da más energía para ayudarte a gozar tu día. Si quieres aprender más acerca de los beneficios de la fibra, lee el articulo La fibra, el secreto mejor guardado para perder peso.
  5. Obtén por lo menos 6 horas de sueño. El sueño es el nuevo «Crossfit». Te vas a sentir y desempeñarte mejor cuando duermas más. Dormir menos es como cortar camino cuando estas haciendo ejercicio. No omitas o escatimes esta parte importante de tu programa de entrenamiento.
  6. Consume alimentos integrales, no suplementos. Ahorra tu dinero. Los estadounidenses tienen la orina más costosa del mundo, porque la mayoría de los suplementos que consumen no son absorbidos por el cuerpo y terminan siendo excretados. Tu eres lo que comes, ¡por lo que te aconsejo que no seas rápido, barato, procesado, o falso! Para aprender más, lee el articulo ¿Valen tu dinero los suplementos herbales?
  7. Sé menos neurótico. Deja de estresarte. Simplifica tu vida. No te comprometas más allá de tu capacidad. Perdona. Libérate. ¡Hay un estudio reciente que demostró que las personas que perdonan pueden saltar más alto que los que no lo hacen! Es como si se hubiera levantado un peso de sus hombros…
  8. Vive como un adventista. Los adventistas son una religión cristiana cuyos miembros tienen una expectativa de vida promedio de 89 años, aproximadamente una década más larga que el estadounidense promedio. Ellos creen que el cuerpo es un préstamo de Dios y que es su deber cuidarlo. Típicamente los adventistas tienen un fuerte sentido de propósito, fuertes conexiones sociales y familiares, normalmente no beben alcohol o fuman, y a menudo son vegetarianos. Estas son cosas que nos beneficiarían a todos.
  9. Se una criatura de hábitos. Los hábitos hacen que la vida sea fácil. Requieren muy poca o ninguna fuerza de voluntad. Forma hábitos buenos en tu vida tales como ir a dormir temprano, hacer ejercicio a horas regulares, pasar tiempo con tu esposa y familia, jugar con tus hijos, no trabajar en casa, tener devociones diarias, comer desayuno cada mañana, ¿entiendes la idea? Puede tomar un poco de esfuerzo el formar hábitos nuevos, pero va a valer la pena en el futuro.
  10. Mantente conectado. Somos seres sociales. Hay múltiples estudios que muestran que las personas que están aisladas socialmente tienen una tasa más alta de depresión, tienen mayor probabilidad de suicidarse, y mueren más rápido. Mantente conectado con tus amigos y familia aún cuando estés ocupado o no tengas ganas de hacerlo. Involúcrate con tu comunidad o con tu iglesia local. Alcanza a las personas que sabes que se encuentran solas o aisladas. ¿No te gustaría que alguien hiciera lo mismo para ti?

Estas sugerencias son bastante sencillas, ¿no? Estoy seguro que puedes empezar a aplicar algunas de estas inmediatamente. Toma este mes para planear como puedes envejecer mejor, e involucra a tu familia y amigos. Recuerda, ¡100 es el nuevo 30! Y no tienes que ver o sentir tu edad.


Acerca del autor

Harvey Hahn, MD, FACC

2 comments on “¿Cuántos años tienes, cuantos años quieres tener?

  1. Gracias por tan buen artículo que se encuentra en la parte superior. Nunca había reunido tantas cosas ciertas
    en tan poco espacio.Todo lo he tenido en la mente y concuerda con el.Pero soy partidaria de la muerte asistida

    • ¡Gracias por tu opinión! Pienso que al vivir una vida saludable, alegre y llena de sentido hemos de dispensar con mucho del sufrimiento al final de la vida que es lo que lleva a algunas personas a buscar el suicidio asistido. También creo que a veces el sufrimiento es un portal a un estado espiritual superior, por lo que al trascender el dolor físico llegamos a experimentar una espiritualidad que muchas personas en su juventud y fortaleza no son capaces de experimentar, pues es imprescindible la necesidad de encontrar un sentido que transcienda mi propia existencia y sufrimiento, y aunque no juzgo quienes decidan tomar la ruta del suicidio, es posible que pierdan una oportunidad de encontrar sentido a su existencia a un nivel más allá de lo visible, al mundo espiritual y al universo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *