Cuando las personas piensan acerca de los envasados, una pregunta que a menudo se hacen es acerca de la nutrición. Muchas personas saben que el proceso de envasado disminuye los nutrientes que se encuentran en los alimentos. Aunque es verdad que el envasar reduce los nieles de algunos ingredientes, a menudo exageramos la perdida. Los alimentos envasados todavía pueden ser saludables.

La verdad es que todos los alimentos comienzan a perder vitaminas una vez que se cosechan. En muchos alimentos, la mitad de las vitaminas se pierden en unos pocos días a no ser que el producto sea enfriado o preservado. Aún en la nevera, los productos pueden perder la mitad de sus vitaminas en una semana o dos.1 Aunque el proceso de envasado sí disminuye los niveles de vitaminas, estas vitaminas pueden haberse perdido al fin de cuentas antes de haberse consumido. Sin embargo, una vez que se envasan, la perdida de nutrientes es mínima y se estima que es entre 5 y 20% anualmente.2 Otros nutrientes no son afectados fuertemente por el calor y solo tendrán un poco menos que los productos frescos.

La verdadera llave para envasar saludablemente es la velocidad. Quieres envasar cuando estén frescos los productos. Para la mayoría de las frutas y verduras, el tiempo ideal seria entre 6 y 12 horas después de cosechar. Si no puedes envasarlas inmediatamente, debes almacenarlas en un lugar fresco y oscuro (como una bodega o nevera). Sin embargo, para la mejor calidad, los albaricoques, duraznos, peras, y ciruelas deben dejarse madurar por dos o tres días antes de envasar.3

Otra pregunta de salud común tiene que ver con el azúcar. Las personas a menudo se sorprenden cuando ven las altas cantidades de azúcar o sal que algunas recetas requieren. Aunque definitivamente recomendamos cortar el consumo de estos productos, estos sí tienen su lugar en los envasados. Esto significa que su eliminación es mas fácil dicha que hecha.

Por medio de la osmosis, el azúcar o la sal reemplazan parte del agua presente en la fruta o verdura (así deshidratando el alimento). Este proceso reduce la oxidación y ayuda a preservar la textura, forma, y sabor natural del alimento. Las moléculas de azúcar o sal en solución también disminuyen la actividad del agua (a veces anotada como aw) en el alimento.4 Teniendo menos agua «activa» disponible inhibe el crecimiento de microbios potencialmente nocivos.

Los edulcorantes artificiales son bastante diferentes químicamente del azúcar y no actúan en la misma forma como el azúcar en el agua. Por lo tanto una substitución directa del azúcar en una receta no ha de salir bien. Sin embargo, muchos almacenes ahora venden pectinas bajas en metoxilo las cuales permiten que uses menos azúcar que la que usarías con pectina regular (si no sabes que es la pectina, lee nuestro artículo sobre los suministros necesarios para hacer envasados) Esto funciona debido a que las pectinas bajas en metoxilo dependen del calcio en vez del azúcar para cuajar. Si buscas en el internet, también encontrarás varias recetas para hacer envasados bajas o sin ningún azúcar. Algunas recetas y alimentos funcionan mejor que otros.

Mientras que el azúcar normalmente se le añade a los alimentos que naturalmente son dulces, la sal típicamente se le añade a los alimentos salados. En estas recetas, la sal tiene el mismo efecto que el azúcar, pero el sabor es más complementario. Cuando estés escogiendo una receta, el contenido de azúcar y sal es algo que debes tener en cuenta. El escoger una receta saludable es la mejor forma de controlar tu ingesta de estos productos.

Puedes reducir tu ingesta de azúcar y sal de los productos envasados en varias formas. Para las frutas, puedes botar el agua o almíbar en la lata y solo consumir la fruta. (Obviamente esto no funciona con las mermeladas.) Para los productos vegetales envasados con sal, la mayoría de la sal puede ser eliminada enjuagando el vegetal con agua fresca. Si saben demasiado simples luego de enjuagarlos, siempre puedes añadirle un poco de sal. La sal que el añades será menos que la que tenia antes de enjuagarlo.

Esperamos que esto haya respondido cualquier pregunta que hayas tenido acerca de los envasados y la nutrición. Los alimentos envasados pueden ser muy nutritivos y ciertamente pueden ser parte de una dieta saludable. Recuerda, es la frescura del alimento cuando se consume, envasa o congela que tiene el mayor impacto sobre el contenido nutricional del mismo. En nuestro próximo articulo, vamos a discutir otro tema importante: envasados y seguridad.

 

Fuentes:

  1.  “Canning Basics 1: Introduction.” University of Minnesota Extension.
  2.  Ibid.
  3. “Ensuring High Quality Canned Foods.” University of Minnesota Extension.
  4. “How Do Salt and Sugar Prevent Microbial Spoilage?” http://www.scientificamerican.com/article/how-do-salt-and-sugar-pre/.

 


Acerca del autor

Jonathan Ewald

«Si el hombre piensa en su estado físico o moral él generalmente descubre que está enfermo.» - Johann Wolfgang von Goethe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *