Aunque el termino “hidroterapia” pueda sonar como una practica extraña y oscura, muchos remedios hogareños se basan en los principios de la hidroterapia. Por ejemplo, cuando usas una toalla fría para tratar una fiebre o usas una bolsa de agua caliente para calmar un dolor muscular o de una articulación, estas utilizando dos formas básicas de hidroterapia. En vista del método de arreglar todos los problemas con una píldora, tan común en la medicina occidental, recientemente se ha popularizado un movimiento contrario que busca tratamientos mas naturales y sencillos. La hidroterapia es un método de tratamiento que utiliza un recurso natural, el agua, como un medio para sanar el cuerpo humano.

La hidroterapia, también conocida como terapia con agua o fisioterapia, es una forma de medicina alternativa que utiliza el agua para revitalizar, restaurar, y mantener la salud. En la mayoría de tratamientos de hidroterapia el agua es aplicada directamente a la piel o se sumerge el cuerpo en agua caliente o fría. El cuerpo completo puede ser sumergido en una tina o piscina, o una parte especifica del cuerpo puede ser sumergida. La hidroterapia natural utiliza la aplicación alternada de agua caliente y fría para incrementar el flujo sanguíneo y mejorar la circulación.

El principio medicinal de la hidroterapia se basa en el papel que desarrolla la sangre en el cuerpo. La sangre pasa por cada célula, tejido, y órgano en el cuerpo humano, y provee oxigeno y nutrientes que sustentan las células del cuerpo. Además, la sangre es el medio de desintoxicación, pues transporta las toxinas de las células y las excreta por medio de la orina. Por medio de la aplicación de tratamientos de agua caliente y fría, la circulación de la sangre y la proliferación de componentes sanguíneos se mejora, ayudando al cuerpo a restaurar el oxigeno y los nutrientes necesarios a la parte del cuerpo que necesita sanación.

A lo largo de la historia la hidroterapia ha sido utilizada universalmente por muchas culturas. Desde el Antiguo Testamento hasta los antiguos griegos se utilizaba el agua como agente terapéutico y se creía que tenia poderes curativos. A principios de la década de los 1920s, el presidente norteamericano Franklin D. Roosevelt utilizo esta antigua practica como el principal tratamiento para tratar su polio, atrayendo atención mundial a la hidroterapia. Hoy en día la hidroterapia es utilizada en numerosos institutos de medicina alternativa en el tratamiento de la artritis, depresión, problemas de las articulaciones, músculos, problemas neurálgicos, estrés, y problemas de sueño.

 

Para mas información, revisa estos sitios web:

https://es.wikipedia.org/wiki/Hidroterapia

http://www.webconsultas.com/belleza-y-bienestar/terapias-alternativas/hidroterapia/que-es-3318

http://www.botanical-online.com/hidroterapia.htm

http://www.terapia-fisica.com/hidroterapia.html

http://www4.ujaen.es/~jggascon/Temario/Hidroterapia1.pdf


Acerca del autor

Ashley Kim

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *